Fuga de Cerebros

Probablemente, si siguen este blog que tanto pino le he puesto, se habrán dado cuenta que fácil llevamos tres homenajes a personajes muertos. Personas que eran (y aun son) maestras en su materia. Hace rato venia que venia reflexionando el asunto. Se murió DIO, se murió Frazetta, se murió Giordano. Anoche estaba pasando genial con unos amigos cuando me llaman y me dicen que se murió un familiar cercano de un amigo universitario. ¿Por qué digo esto? No con un afán de mostrar mi vida privada (es lejos lo ultimo que quiero hacer acá) si no para que mas menos me comprendan en el contexto que escribo esto.

De cuando en cuando nace gente seca. Personas con talento que genera un remezon en la disciplina que practica. Personas que tienen una vida única y que esta influencia la de los demás. Un ejemplo es el de Mozart. El austriaco ya a los seis años dominaba el piano y el violín a la perfección, además de que leía las partituras como si se trataran canciones de cuna y decían que era el maestro de la improvisación. Mozart en su corta vida genero más de 600 obras. La vida de Mozart fue triste y murió casi solo. En su funeral participaron unos cuantos amigos y eso seria.

Pero claro que a estas alturas nadie critica la calidad de su obra. Pero en 1791 (año de su muerte) no dimensionaban al aplastante genio que tenían en su tiempo.

Ahora demos el salto al nuestro presente. DIO se nos fue aquejado por un cáncer estomacal de años. Al contrario de Mozart (y guardando las proporciones), DIO si gozó del reconocimiento de sus pares hasta la ultima bocanada de aliento que tomo. A todos los que nos gusta el “heavy metal” saben quien es y lo maestro que era. Su influencia era tan genial que alcanzo otros estilos musicales e incluso otros medios.

Pero ¿y después de DIO, quien sigue? ¿Quién puede llenar ese espacio de maestría que nos dejo Ronnie?. Siguiendo con las comparaciones con Mozart, en la música clásica del 1700 no se noto “tanto” la partida del pelucón Mozart, gracias a que en Alemania había otro cabro, que también era prodigio en esto de componer: Beethoven.

Beethoven es quizás la primera “rockstar” de tomo y lomo de todos los tiempos. Gozo de una fama comparable a la de Elvis y murió de manera trágica y triste. Ósea, como todo un “rockstar”

Pero que quiero decir con todo esto: que a pesar de que había pérdidas en la música clásica siempre había alguien que seguía la posta. Algún genio que podía estar o no a la altura del anterior, dependiendo de tus gustos, pero que destacaba.

Con la muerte de DIO no pasa lo mismo. Al menos a mi no me llega a la mente nadie comparable a la obra de DIO. ¿Ozzy? Lo dudo. Esto es lo que me deja un vacío y una tristeza que estoy tratando de sacarme con esto que escribo.

O me estoy volviendo muy viejo o tengo demasiadas vacas sagradas a quien adorar.

Antes de la muerte de DIO me toco ver y reportar la muerte de Frazetta, quizás el ultimo renacentista de la fantasía y ficción. Me pasa lo mismo que con DIO. ¿Quién sigue sus pasos? Obvio que varios ilustradores, pero no son comparables a la obra del pintor y beisbolista. Lo peor es que en esta época nos damos cuenta que son maestros y nos limitamos a seguirlos. Y eso es nuestro peor error quizás. Nos limitamos. Tratamos de seguirlos los mas cerca posible, pero tal capitán Ahab, seguimos una ballena blanca que no podemos alcanzar.

Están muy lejos de nosotros, y a la vez muy cerca. Es agua que se nos escapa entre los dedos. Y eso acrecienta mi tristeza.

Y después, y que es peor, me entra el pánico. ¿y si se va Alan Moore? ¿Gaiman? ¿o Jodorowsky?. Es fácil recurrir al dicho “todo tiempo pasado fue mejor”. Obvio que lo fue, pero al momento en que los viviste no lo sabias. Disfrutaste de la obra Frazetta, de los tonos de DIO, tan como en el 1700 gozaron con Mozart o Beethoven. Y seguramente los pelucones de esa época no estaban conciente que tenían delante. Sus obras agarran validez con los años.

A lo mejor yo mismo no me he dado cuenta de que a pesar que los genios descansan en las estrellas hay otros naciendo. Gestando obras, películas, música, y que son opacados por la “mass media” de ahora. Quizás todo tiempo pasado no fue mejor, si no es que nosotros estamos cegados por el, y no vemos el bosque por culpa de los árboles. ¿No vemos a los genios del ahora por los genios del pasado?. Lo mas probable, pero puede ser que por eso son genios.

Quizás sea mucho que pensar y poco tiempo. Pero de que hemos perdido gente valiosa lo hemos hecho. Ya sean genios o simplemente gente importante en nuestras vidas. En el caso de los genios trato de pensar de que no es una muerte, si no una fuga. Una fuga de la cárcel, donde los barrotes somos nosotros mismo, los seguidores de sus obras.

No se bien como cerrar este escrito. Es raro. Trate de expresar con la mayor coherencia lo que tengo en el pecho (bien raro dado mi personalidad) y francamente no se si lo logre, pero a mi me ayudo un poco a llenar el vacío que se me ha generado en las ultimas semanas (con la guinda que les comente al principio de este post). Espero ustedes también saquen algo, seria la mejor noticia que me podrían hacer llegar. Por que en estos momentos, soledad es mi cobijo, y es  una puta mierda. Saludos.

PD: “Esto” esta dedicado a todas las personas que han perdido a alguien en algún momento por las razones que sean, sea por la misma muerte o el distanciamiento. Traten de verlo como yo lo veo. La fuga de una cárcel. Y es lo más hermoso  cuando sales de una cárcel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s